Ilustración del blog http://doctorfabian.blogspot.com.es Ilustración del blog http://doctorfabian.blogspot.com.es

Vacunas: varicela (I)

Hace tiempo que queríamos daros nuestra opinión sobre la vacuna de la Varicela y cuál fue nuestra postura a la hora de decidirnos a vacunar a nuestras hijas. Creemos que ha llegado el momento de hablar, viendo el panorama que estamos viviendo con la vacuna de la Meningitis C.

Lo primero decir que nosotras estamos a favor de la vacunación, sabemos que muchos padres no lo están y nos parece una decisión totalmente respetable. Yo personalmente no estoy preparada para tomar la decisión de no vacunar a mi hija, me moriría de miedo y me crearía muchísima inseguridad con respecto a su salud. Está claro que a priori, parece un posicionamientomucho más sano, ya que con las vacunas no hacemos más que introducir en sus cuerpos virus y mierda, pero como os decía no me siento capaz, además de otras cuestiones que se deberían analizar, pero eso es otro tema que podemos debatir en otro post.

Hace aproximadamente un año empezamos a investigar sobre el tema, la venta de la vacuna de la Varicela estaba y está prohibida en prácticamente todo el territorio español y no estaba, ni está, contemplada en el calendario de vacunación de la seguridad social hasta la adolescencia, exceptuando casos en el que el niño estuviera en una situación de riesgo como por ejemplo piel atópica.

Pili y yo empezamos a preguntar a muchos pediatras y profesionales de la medicina acerca del tema. Una minoría nos decían que no era demasiado importante, que se trataba de una enfermedad leve que en la infancia no tenía demasiadas complicaciones, seguramente muchos de vosotros o personas de vuestro entorno pasaron la enfermedad y efectivamente no tuvieron más efectos secundarios que alguna cicatriz debido a rascarse una de esas terribles póstula que tanto pican. La sorpresa fue descubrir que la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) había remitido una carta a la AEMPS expresando su preocupación por la situación de desabastecimiento, al igual que varias sociedades científicas relacionadas con las vacunas (Comité Asesor de Vacunas de la AEP ‐CAV‐AEP‐, Asociación Española de Vacunología ‐AEV‐ y  Sociedad  Española  de  Medicina  Preventiva,  Salud  Pública  e  Higiene  ‐SEMPSPH‐)  también habían publicado  una  nota  expresando  su  preocupación  en el mismo sentido. Concretamente en la web de la Asociación Española de Pediatría dicen textualmente:

"En efecto, la AEP recomienda la vacunación frente a la varicela para todos los niños, habiéndola incluido en su calendario de vacunaciones recomendado desde el año 2000, con una primera dosis de vacuna entre los 12-15 meses y una segunda dosis a los 2-3 años de edad. En niños y adolescentes que no hayan padecido la varicela, ni hayan sido vacunados con anterioridad, también se recomienda la vacunación con dos dosis."

Pero esto claramente no dice nada, lo interesante es saber porqué recomiendan la vacunación, profundizar un poco más. El 1 de octubre de 2013 la Asociación Española de Pediatría publicó dos documentos, uno diriguido a profesionales y otro resumido para familias, a raíz del desabastecimiento actual de la vacuna. Os resumo:

  • En general, es una enfermedad benigna, pero pueden surgir complicaciones que necesiten tratamiento o ingreso hospitalario en uno de cada seis niños afectados. Aunque es excepcional, también se han producido casos de fallecimiento por varicela en niños previamente sanos.
  • Las comunidades y ciudades autónomas españolas y los países que están utilizando la vacuna de la varicela en niños pequeños han comprobado una gran disminución de casos, de complicaciones y de ingresos en el hospital, así como del número de fallecimientos.
  • Estas consecuencias no solamente se ven en los niños vacunados, sino también en los niños no vacunados y en los adultos, que se benefician de la vacunación infantil (la llamada “inmunidad de grupo”). La vacuna es muy segura y proporciona beneficios no sólo para el niño vacunado, sino para toda la comunidad.

Pero entonces, porqué no podemos comprar las vacunas en las farmacias españolas???, pues se debe a un bloqueo de la
distribución de nuevas partidas de la vacuna por parte de las autoridades sanitarias encargadas de la regulación de los medicamentos, quienes, sin embargo, no han explicado oficialmente las razones. Además y muy importante, al contrario de lo que dicen, el desabastecimiento no obedece a ninguna razón de seguridad o de falta de eficacia de esta vacunación, algo que nos desconcierta tanto a muchos padres, como a los farmaceúticos y los profesionales de la medicina.

Uno de los argumentos que más os sonarán es que la vacunación sistemática frente a la varicela en la edad pediátrica podría inducir cambios en los patrones epidemiológicos de la varicela, consistentes en un aumentos de los casos de varicela y hérpes zoster en la edad adulta. Pues os dejo algunos datos publicados por la AEP que cuestionan dicha teoría (palabras textuales extraídas del documento "Desabastecimiento de vacunas frente a la varicela" publicado el 1 de octubre de 2013 :

  • Los datos epidemiológicos reunidos hasta la fecha en países donde se hace vacunación infantil sistemática, aún siendo limitados, muestran una tendencia en dirección opuesta a las predicciones antedichas, esto es, de una disminución de la carga de enfermedad de varicela y HZ en todas las edades, en vacunados y en no vacunados. No obstante, hay que resaltar que estos datos son escasos y no permiten aún extraer conclusiones definitivas, por lo que es necesario mantener una rigurosa vigilancia epidemiológica en realción con estas enfermedades.
  • Con cualquier vacuna, el impacto sobre la enfermedad es mayor cuanto mayor sea la cobertura vacunal. Sin embargo, en el caso de las vacunas de la varicela, coberturas moderadas no solo proporcionan protección individual, sino que pueden tener, también, uan repercusión colectiva relevante. El seguimiento activo de la varicela en tres estados de EE.UU. mostró que con coberturas del 40% se produce una disminución global de los casos de varicela sin que la enfermedad aumente en las personas no vacunadas, incluidos adultos. Otro estudio de los CDC ha mostrado que con coberturas tan bajas como el 26% en 1997, se produce una disminución de la mortalidad asociada a varicela en los niños vacunados, sin que se constate ningún aumento en las persona sno vacunadas.
  • En EE.UU., donde la vacunación se lleva a cabo desde 1995 (dos dosis desde 2006, los estudios indican que se está produciendo una disminución de la incidencia de la varicela en adultos, con casi desaparición de la mortalidad relacionada con la varicela en todas las edades.
  • En Navarra (vacunación infantil sistemática con 2 dosis desde 2007) se ha podido comprobar un descenso global acumulado de la tasa de de incidencia de un  97,3 %  hasta  2012  (98,5 %  en  niños  de  1  a  8  años) y también en población no vacunada: 90,5% en menores de 1 año y 92,4% en mayores de 22 años. Y abundando en lo mismo, ha descendido la tasa de hospitalización global por la varicela en un 89% (en menores de 15 años 95%). La efectividad vacunal, con al menos una dosis, se ha estimado en un 96,8 % (IC 95 %: 96,3‐97,2 %).
  • Algunos estudios regionales (aunque no de forma uniforme) han mostrado una tendencia ascendente en la incidencia del HZ en EE.UU. No obstante, tras su análisis, se destaca que: a) esta tendencia parece que se inició antes de comenzar la vacunación sistemática; b) no parece estar relacionada con los  cambios  demográficos  relativos  a  la  edad;  y  c) hasta la fecha no hay evidencias de que esta tendencia esté afectada por la instauración de la vacunación infantil sistemática frente a la varicela.
  • También se ha destacado que el virus contenido en la vacuna (atenuada) frente a la varicela puede, como el virus salvaje, causar uan infección latente con riesgo de reactivación y HZ posterior, pero se ha estimado que este riesgo es claramente inferior que con el virus salvaje.
  • datos preliminares de Madrid recién publicados (vacunación infantil sistemática con una dosis desde 2006) muestran una tendencia descendente en los casos de HZ comunicados por la Red de Médicos Centinela en 201328. Es decir, se han observado menos casos de HZ de los esperados a tenor de las tasas de incidencia previas.

(Imagen Pinterest)

En fin, menudo rollo os hemos metido...no sé lo que pensáis, pero a nosotras después de documentarnos nos quedó todavía más claro que queríamos vacunar a nuestras hijas y así empezamos la odisea que supuso conseguir la vacuna...os lo contaremos en el próximo post, solo adelantaros que personalmente me llegué a sentir como una auténtica delincuente, cuestionándome si realmente estaba haciendo lo correcto.

Un beso,

g.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.